Estos son los platos típicos de Marrakech

platos tipicos de marrakech

Imagen: Pixabay

Marruecos es uno de los países con más riqueza cultural del mundo. El contraste entre Marruecos y Europa es enorme. Estando separado tan solo por una hora de avión entre la parte más sureña del Viejo Continente y el propio Marrakech, llegar a este país es como aterrizar en otro mundo completamente diferente. El clima, las costumbres locales o los platos típicos de Marrakech son solo algunos de los atractivos turísticos de esta ciudad que cada año atraen a miles de visitantes de todo el mundo. Y lo mejor, desde España no necesitamos visado.

Para conocer Marruecos tienes que perderte por sus calles laberínticas, mezclarte con su gente y probar los platos típicos de Marrakech.

¿Cómo es la gastronomía de Marrakech?

Las características comunes de los platos típicos de Marrakech pasan por el uso de especias, verduras, almendra y cordero. Se consume mucho plato de cuchara (guisos, sopas…) y la bebida más frecuente es el y el zumo de naranja.

El recipiente clásico es el tajine (pronunciado tayin), un cuenco de barro cocido compuesto por un plato hondo en la base y una tapadera con forma cónica. Ayuda a mantener el calor de las comidas y a conservar y concentrar mejor los sabores. Además, los tajines son, por sí solos, un elemento decorativo muy vinculado con la cultura marroquí.

Los mejores platos típicos de Marrakech

Si vas a Marruecos y más concretamente a Marrakech, estos son los platos típicos que no te puedes perder.

Tajines marroquíes con cuscús o pan Khubz:

Ya hemos hablado de los recipientes más utilizados en la cocina marroquí, los cuales además dan nombre a ciertos platos.

tajine
Imagen: Pixabay

Se trata de guisos muy especiados que pueden contener carne (cordero o pollo principalmente) o verduras.

Los tajines se pueden comer solos o acompañados por cuscús o pan. En ambos casos la función es absorber el caldo.

El pan Khubz es plano, con más corteza que miga y puede tener un sabor un poco dulzón o especiado, según la preparación que se haya seguido. Otro tipo de pan es el pan Batbout, presentadas en forma de triángulo o círculo. Este tiene más miga que el anterior y está más pensado para el desayuno o para las comidas ricas en salsas.

Imagen: Pixabay

El cuscús, por su parte, se puede tomar solo, simplemente especiado, o para acompañar platos de carne, verduras, guisos, etc. En el caso de que sea como acompañamiento de uno de estos tajines, lo ideal es no especiarlo demasiado para que no mate el sabor del propio tajin.

Zaahlouk:

El zaahlouk se suele consumir como entrante y son tiras de berenjena asada con tomate. Todo revuelto a modo de pisto. Si se queda corto, se puede acompañar por una ensalada con tomate y zanahoria, dos de los ingredientes más habituales en la cocina marroquí.

Harira:

En Marrakech, a pesar del calor, se consume mucho plato de cuchara. Ya hemos visto lo populares que son los guisos de los tajines, pero si queremos algo menos contundente y con mucho sabor, esta sopa tiene una textura más ligera y está compuesta por verduras, tomate y garbanzos, principalmente, aunque también se puede hacer con carne o lentejas.

Tangia:

La tangia es uno de los guisos de carne más populares entre los platos típicos de Marrakech.

La receta original lleva cordero cocinado a fuego lento para que esté bien tierno, cúrcuma, ajo, comino y limón.

Kefta:

La kefta es posiblemente uno de los platos menos populares de la gastronomía marroquí pero es sin duda uno de los más deliciosos y una opción perfecta para quienes no simpaticen demasiado con los platos repletos de verdura.

Su aspecto te recordará al de una lasaña y su sabor al del kebab. Está compuesto por carne picada, salsa de tomate y especias. En algunos lugares te lo pueden hacer también con queso o huevo. Ideal para niños o, como hemos dicho, para adultos que quieran variar un poco el menú de verduras.

Dulces de Marrakech:

Los dulces de Marrakech pueden ser galletas, pequeñas tartas, bizcochos o pasteles, la mayoría de las veces se sirven calientes y destacan por su sabor a canela y almendras. Por ejemplo, un dulce muy típico es el Kaab el Ghazal, pequeños dulces con forma de media luna o empanadillas, rellenos de pasta de almendras.

Las bebidas típicas de Marrakech:

Si hablamos de la gastronomía marroquí también debemos hablar de la bebida más típica de este país.

Si paseas por la Medina no te será difícil encontrar puestos de zumo de naranja natural, muy típico y nutritivo.

El té de menta con azúcar es otra de las bebidas más populares de la región y es bastante habitual que los nativos se lo tomen después de comer, para endulzar su comida y reponer glucosa antes de comenzar a trabajar por la tarde. En este país es mucho más habitual el té que el café.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
Responsable Last Call Nozomi 39 S.L. +info...
Finalidad Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimación Consentimiento del interesado. +info...
Destinatarios Automattic Inc., EEUU para filtrar el spam. +info...
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicional Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.