Cómo actuar en caso de intoxicación durante tu viaje

Dolor habitual ante una intoxicaciónDolor habitual ante una intoxicación

Dolor habitual ante una intoxicación / CRÉDITOS: Анастасия Гепп en Pixabay

Durante un viaje pueden surgir contratiempos, más o menos graves. En algunos casos, podrían a llegar a arruinar el viaje si no sabemos cómo actuar a tiempo. Por eso, hoy te queremos dar consejos sobre cómo actuar en caso de intoxicación cuando estás fuera de casa. Es uno de los problemas más comunes debido a los cambios a los que nos exponemos, las comidas que consumimos o incluso el mal estado del agua que, a priori, pensábamos que era potable. Se les conoce como enfermedades del turista.

Tener un seguro médico y otras ciertas actuaciones que debes dejar planeadas antes del viaje te ayudarán a que, en caso de que finalmente suceda esto, las consecuencias sean mínimas y sepas cómo reaccionar.

Causas más comunes de intoxicación en un viaje

Un primer punto que te ayudará a evitar las intoxicaciones en los viajes es conocer cuáles son las más habituales para, de este modo, tratar de esquivarlas. La primera de ellas tiene que ver con el agua que bebemos. Pide siempre agua embotellada y no consumas del grifo, incluso aunque sea potable y los residentes la beban sin problema. Cada tipo de agua puede ser diferente en las diferentes regiones del mundo y provocarte una intoxicación (o un simple malestar) si no estás acostumbrado a ella.

La segunda más habitual es la intoxicación alimentaria. Comer fuera de casa, exponernos a probar nuevos ingredientes y la mala conservación de ciertas comidas pueden provocar estos problemas. De hecho, se calcula que al año se producen unas 40.000 intoxicaciones en Europa. Como turistas, somos más vulnerables a ciertas bacterias que nos provocan estas intoxicaciones.

cómo actuar ante una intoxicación
El agua puede provocar intoxicaciones / CRÉDITOS: Christelle Olivier en Pixabay

Por último, no podemos olvidarnos de las intoxicaciones farmacológicas. Ya sea por tomar una dosis superior a la recomendada, por la ingesta de un nuevo medicamento, puede suceder que las consecuencias de su consumo no solo no nos beneficien si no que empeore los síntomas, llegando a provocar una intoxicación.

Cómo actuar en caso de intoxicación

Antes de salir al viaje, te recomendamos que lleves apuntado tanto en el móvil con un papel (por ejemplo, junto con el pasaporte), los datos de tu seguro médico, con el número de póliza y un teléfono de contacto de emergencia. Si solo viajas con la tarjeta sanitaria europea también sería recomendable que llevaras una fotocopia de la misma en un lugar diferente a la original, por si se te pierde.

Busca por internet en fuentes oficiales información sobre tu destino para conocer el riesgo de sufrir una intoxicación de cualquier tipo y evitarla.

Una vez en destino, en caso de empezar a encontrarnos mal, debemos tratar de identificar rápido los síntomas. Estos pueden confundirse con una gastroenteritis, ya que pueden incluir diarrea, vómitos, dolor de cabeza, mareos, entre otros. Si esto sucede, trata de recordar qué has comido o qué hábitos has tenido en los últimos días y comentarlo con tu compañero de viaje, por si finalmente los síntomas empeoran. Si crees que la intoxicación ha podido ser por un fármaco, debes llamar al Centro Nacional de Toxicología para que te den indicaciones según el caso.

Es importante no dejar pasar mucho tiempo desde que comienzan los síntomas de la intoxicación hasta que decides acudir a un centro médico. Aquí podrán valorar si se trata, como sospechabas, de una gastroenteritis o si realmente estamos ante un caso más grave, como podría ser la mencionada intoxicación. Si tienes alguna alergia debes comentarlo al doctor que te atienda, así como cualquier otro dato de interés.

Dolor por intoxicación alimentaria
Dolor por intoxicación alimentaria / CRÉDITOS: Mohamed Hassan en Pixabay

Seguros médicos: cómo actuar en caso de intoxicación

En este punto, existen tres opciones, según el tipo de cobertura que lleves y el país en el que estés viajando.

Si estás dentro de la Unión Europea, acude a un centro de salud público con tu Tarjeta Sanitaria Europea o tu Certificado Provisional Sustitutorio, donde te atenderán igual que si hubieses acudido a la Seguridad Social en España.

Si estás fuera de la UE y/o tienes un seguro de viaje privado, llama primero a tu seguro. Ellos te dirán cómo debes proceder, si te asignan un centro médico concreto o si puedes acudir a cualquiera. Obviamente, si es una emergencia de vida o muerte, acude al más cercano. Pero seguir las instrucciones de tu seguro te ayudará a ahorrar tiempo en trámites y en muchos casos (según las condiciones contratadas) no tendrás que adelantar ningún coste.

Existe un tercer caso que debes conocer para saber cómo actuar en caso de intoxicación y es que te encuentres sin ningún tipo de seguro médico. En este caso, lamentamos decirte que tendrás que pagar la visita al médico. En un caso de una intoxicación leve, que no requiera hospitalización, el coste será bajo. Si debes permanecer hospitalizado o necesitas algún tipo de prueba médica, dependiendo del país, el precio puede llegar a ser alarmante. En cualquier caso, recuerda que tu vida vale más que nada. No le pongas precio y, si crees que puedes estar sufriendo una intoxicación por cualquier causa, acude al médico sin pensarlo.